¿Cómo saber que mi hijo esta listo para manejar su condición?

Es un proceso natural, todos los padres quieren que sus hijos sean independientes y parte del proceso de crianza pasa por compartirles el mayor número de herramientas para que suceda. Para los niños sujetos a régimen especial de alimentación, ser capaces de manejar su condición puede ser una perspectiva aterradora. Pero la pregunta insistente aún existe: ¿Cuándo mi hijo será capaz de gestionar su condición?


Debido a que los niños maduran en diferentes momentos, usted podrá identificar algunos aspectos en el comportamiento de su hijo que le permitirán confiar en su capacidad para manejar su condición cuando usted no esté allí. Aunque los niños pasan por etapas típicas de desarrollo, desde la niñez temprana hasta la edad escolar  y luego la adolescencia, hay una variación individual  dentro de cada etapa y ese proceso debe ser respetado a toda costa.

A continuación le comparto algunos criterios que recopilé de varias publicaciones que inicialmente fueron consideradas para niños con alergias alimentarias y que he adaptado para otras condiciones como celiaquía, diabetes, entre otras.  Estas consideraciones ya le van dando una idea a usted que su hijo está listo para manejar su condición, especialmente en la etapa escolar, el primer paso de independencia de su pequeño y donde debe resolver solito frente al día día de la condición frente al entorno social:

1. Comprensión de su condición

Una cosa que todos los niños con alergia o intolerancia a los alimentos deben entender es su condición desde su propia experiencia. Por ejemplo, ¿cuáles son los síntomas habituales que él o ella experimenta? ¿Tiende a desarrollar manifestaciones en piel? ¿Los síntomas son grastrointestinales? ¿Hay pérdida del conocimiento? ¿Cuál es el tratamiento típico? El niño debe tener un buen control sobre la gravedad de los síntomas asociados a su condición, así como la forma en que responden individualmente a los alimentos prohibidos.

2. Conocimiento de los alimentos desencadenantes

Cualquier niño con alergias o intolerancia alimentaria, que es capaz de gestionar de forma independiente su condición debe saber acerca de los alimentos que desencadenan la reacción. Es decir, cuáles son los ingredientes a los que son alérgicos/intolerantes y cuáles son los alimentos que lo contienen. Por ejemplo, si es alérgico a la leche (caseína en la mayoría de los casos), ¿reconoce que el queso contiene leche? Si es celíaco, ¿es capaz de reconocer el pan, las galletas, las tortas entre otros productos de panadería contienen gluten?

3. Madurez Social

De nuevo, esto variará de un niño a otro. Para los niños en edad escolar, estar dispuesto a hablar delante de sus compañeros y hacer preguntas es un signo de independencia o disposición. Para el adolescente, que es tentado de forma natural a tomar riesgos, se necesita una madurez sobre la gravedad de su condición para la gestión independiente y fuera de riesgos. Son muy frecuentes los casos de niños con diabetes tipo 1 que desde su diagnóstico y hasta los 12 o 13 años manejan muy bien su condición y el tratamiento, pero de manera inesperada y en un acto de rebeldía típico de la edad, dejan de administrarse la insulina o dejan de monitorearse los niveles de glucosa, poniendo en riesgo su propia salud.

4. Capacidad para leer una etiqueta de ingredientes

¿Tiene el niño la edad suficiente para leer? Está en la capacidad de escoger los ingredientes prohibidos que puedan desencadenar una reacción? La capacidad de comprender una etiqueta de los alimentos, así como listados de ingredientes complicados es importante para la gestión independiente de su condición.

5. Confianza

Con el fin de gestionar con éxito su condición, el niño debe tener confianza en sí mismo y dispuesto a pedir la comida. En esencia, debe estar dispuesto a hablar, hacer preguntas, apartar la timidez (o la vergüenza) cuando se trata de aclarar posibles ingredientes prohibidos. Anime a los niños a preguntar acerca de cómo se prepara una comida, ¿qué ingredientes están presentes, y cualquier aclaratoria adicional de los ingredientes que no se entiende bien. También, buscar signos de que el niño está dispuesto a decirle a alguien que tiene una condición temporal o permanente que amerita un plan de alimentación especializado.

6. Resiliencia

Los niños que son capaces de gestionar con éxito su condición alimentaria tienen una capacidad de resistencia que pueden explotar en caso de ser intimidados, o cuando son presionados por sus compañeros a comer el o los alimentos prohibidos. Por ejemplo, aún con conocimiento de lo contraproducente que puede ser, los niños sujetos a un régimen especial de alimentación pueden intercambiar las meriendas o intentar comprar productos no aptos en la cantina escolar. 

7. ¿Puede reconocer los síntomas?

Es el niño capaz de reconocer los síntomas de una reacción, y está dispuesto a conseguir rápidamente la ayuda que necesitan? En el caso de una reacción alérgica, un niño que está gestionando de manera independiente su alergia a los alimentos será capaz de buscar ayuda cuando experimentan una reacción, o comenzar el tratamiento de inmediato.

8. Capacidad para administrar medicamentos

Cuando su hijo esté preparado para administrar sus medicamentos de manera individual y sin asistencia de sus padres o de sus maestros, estará listo para manejar de manera independiente su condición. A menudo, el tiempo es de la esencia, y se requiere una acción rápida con medicamentos para detener los síntomas e incluso para salvar una vida, por lo que es importante que pueda entrenar a su hijo a actuar de manera inmediata (en aquellos casos donde no hay pérdida del conocimiento).


Como le comenté al inicio de esta publicación, cada niño es un universo completamente diferente, por lo que usted podrá ir tomando sus propias decisiones para que el manejo autónomo de la condición sea una situación amable para usted y para su hijo. Hasta la próxima!

No hay comentarios

Publicar un comentario en la entrada

Tu participación nos permite mejorar los contenidos que publicamos, gracias por compartir tus comentarios con nosotros.